La mitad de España sale de la fase 0

Parece prudente que Madrid y Barcelona tengan que mejorar sus estadísticas de muertos, contagiados y curados

La competente Ayuso no debe protestar porque Madrid siga en la fase 0. Es justo. (A.Ch.) / Comunidad de Madrid.

Me parece bien que Madrid, Barcelona y las ciudades y regiones con mayor incidencia de la pandemia del Covid19 sigan en la fase 0 de las previstas y que se extremen las medidas de prudencia. No pasa nada si se prolonga este estadio una semana y se ven los resultados, se evalúan y se actúa en consecuencia. Parece razonable que el resto de España, aproximadamente un 51% del territorio, pase a la fase 1, en cuanto a reuniones familiares, ocupación de bares y cafeterías y movilidad. Ya se sabe que Madrid va a perder muchos millones de euros, pero más caras son las vidas de los ciudadanos. Me parece bien la recomendación de ese grupo de encapuchados –como los ha llamado Abascal, en base a su anonimato– que forman el comité de expertos fantasma del que tanto presume Pedro Sánchez. Está claro que España es el país menos transparente del mundo: nadie sabe quiénes son. Pero creo que Madrid, Barcelona y poblaciones con alta incidencia de contagios deben seguir en la fase 0, la más dura, incluido el confinamiento parcial de sus ciudadanos, el no exponer a los grupos de riesgo, el garantizar camas y UCI y el no arriesgar más de lo estrictamente necesario a los sanitarios, que ya han tenido bastante los pobres con la falta de material, con las compras chimbas de material inútil y con la imprevisión e improvisación absolutas ante una pandemia que se hubiera llevado a mucha menos gente por delante con una buena planificación sanitaria de nuestro país. Conste que ha ocurrido lo mismo en países más avanzados que el nuestro, como son Francia, Italia, USA y Reino Unido. Lo que ocurrió fue que nosotros en España nos expusimos gratuitamente, por la mariconada del feminismo, a una ristra de contagios que se podían haber evitado en aquella manifestación. Pero las decisiones tomadas este fin de semana me parecen correctas: Madrid, Barcelona y otras ciudades no están en condiciones de recibir la apertura a la siguiente fase. Y han hecho muy bien las autoridades en prolongar la primera. En cuanto a noticias de superación de la enfermedad, en Canarias las podemos dar buenas (llevamos dos días sin fallecimientos y con muy pocos contagios), pero en las grandes capitales españolas el goteo de muertos continúa, si bien atemperado en un porcentaje apreciable. Ojalá esta próxima sea la semana del descenso radical de la curva tanto de muertos, de contagiados y el aumento de las altas, que este sí que sigue en una buena proyección. Pero no todos son errores y Ayuso no debe protestar ante una medida tomada por el Gobierno de Sánchez que es absolutamente lógica. Al César lo que es del César. Y a Sánchez lo que es de Sánchez, que bastante va a tener que responder en el futuro por los errores cometidos.

leave a reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.