Monarquía navideña

Fotografía oficial de Su Majestad el Rey Don Felipe VI./Casa de S.M. el Rey-DVirgili.

El discurso del Rey anoche no me produjo ninguna sorpresa. Como siempre marcó distancias entre él y nosotros con ese tono siempre paternal de aquel que sólo pretende aconsejar y en absoluto coaccionar.

Fue un discurso más bien plano, plagado de obviedades y como corresponde a alguien que vive como un rey en un país que ha elegido a sus representantes en el parlamento, pero del que, con respecto a él, esperamos que alguna vez se produzca un referéndum nacional que apruebe o no su presencia en una monarquía. No obstante, fue bastante comedido en lo que cabe y hasta dio a entender de que está al tanto de todo lo que sufrimos los españoles no sólo en materia sanitaria y económica sino también política, a la que él parece estar ajeno porque esa cuestión depende exclusivamente de los avatares del gobierno.

No cabe duda de que su educación y prestancia ayuda mucho a mantener en pie una institución puesta en duda por el flaco favor que su padre le ha hecho para que ésta parezca creíble, sin la erosión y el deterioro que suponen los conflictos en materia fiscal que supuestamente se le atribuyen al rey emérito. No obstante, parece ser que la princesa Leonor empieza ya a estar capacitada como para sustituir en su día a la figura que representa su padre y  dispuesta a encabezar así una nueva monarquía de la que el pueblo pudiera decidir si ser aceptada por referéndum.

Su moralizante discurso discurrió sobre una serie de advertencias y consejos que animaban a la responsabilidad de todos los españoles para tratar de enfrentarnos con las máximas garantías a la pandemia sanitaria y económica por la que en estos días transitamos todos los españoles y de las que él parece no sentirse responsable, pero sin hacer mención explícita al resto de su familia de la que, quizá por precaución, evitó mencionar a propósito.

¡Feliz Navidad y Próspero Año 2021!

zoilolobo@gmail.com

Licenciado en Historia del Arte y Bellas Artes

 

leave a reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.