Inspectores de educación

La Inspección de Educación en España está regulada por una Ley Orgánica

Tremenda carajera se ha montado en el mundo político y escolar con el famoso pin parental que, según dicen es la posibilidad de la familia para vetar la asistencia de sus hijos a determinadas actividades en los centros escolares. Los partidos extremistas basan sus ataques al sistema en los agujeros que se han producido en algunos lugares, en este caso en los colegios; su demagogia interesa a los que quieren escucharles y su palabrería siempre resulta convincente. Ojo, cuando se habla de extremismos debemos tener en cuenta que los tenemos ubicados por ambos lados. Si hablamos de mensajes poco claros entonces ya es la caraba en bicicleta, podríamos hacer un listado de disparates de la casta y pujar a ver quién da más. Volviendo al tema del control de contenidos que llegan a los niños se debe de hilar muy fino. Los colegios españoles no son precisamente un dechado de virtudes y eso ha quedado reflejado en informes internacionales y en múltiples casos de acoso escolar, abandono de las aulas y cosas bastante más duras. No estoy en absoluto de acuerdo con este jodido pin que parece haber sido aireado para ocultar las vergüenzas del nuevo gobierno. Si estoy de acuerdo con el control por parte de la Inspección Educativa de los contenidos que se imparten en los Centros Escolares de Infantil, Primaria y Secundaria. Las competencias de educación deberían ser del Estado y no de las autonomías, respetando la idiosincrasia de cada región; pero también se debe tener en cuenta el criterio de los padres atendiendo a sus creencias religiosas lo que incluye muchas aristas. La multiculturalidad que tiene nuestro país hace muy complicado componer un sistema educacional que satisfaga a todos. Aglutinar a católicos, musulmanes, orientales, ortodoxos, etc. en una misma aula es complicado para según qué actividad se intente impartir.- Confucio.

leave a reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.