martes, julio 5, 2022

Impresionante

Cada día, cada hora, cada minuto que pasa lo tengo más claro: España es un país de locos o como diría un antiguo ministro del dictador… is different. Las noticias nos llueven de todos los lados promovidas por los voceros mediáticos y nos vemos abrumados para poder distinguir el grano de la paja.

Algunos políticos que nos ha tocado sufrir no tienen limite en su caradura, se les podría aplicar el refrán “consejos vendo que para mí no tengo”; sus explicaciones sobre los asuntos que les afectan directamente siempre son responsabilidad del otro. Nunca asumen la responsabilidad de dimitir o tan siquiera pedir perdón por alguna metedura de pata.

Cuando hablamos de periodistas ya es para mear y no echar gota… Siempre este gremio ha presumido de ser el cuarto poder, el fiel de la balanza y un montón de palabrería muy bonita. Lo mejor que podrían hacer es no ir a tertulias puesto que todos se quedan retratados en defensa de la línea editorial de su medio, sea justa o no.

¿Y los tertulianos? Pues ya con esta gente, apaga y vámonos. Subida de precios, guerra ucraniana o invasión rusa, elecciones, economía, igualdad… igual da que tema se trate, son unos perfectos… expertos en todo y que siempre tienen la razón. En fin, terminaremos siendo un país de locos.-CONFUCIO

Artículo anteriorMás difícil todavía
Artículo siguienteLibertad
RELATED ARTICLES

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

- Advertisment -spot_img

ÚLTIMAS PUBLICACIONES