En memoria de José Rodríguez Espinosa

Esta pasada madrugada, sobre la una y media, ha fallecido en Barcelona un hombre bueno, educado y todavía joven, nacido en el Puerto de la Cruz y médico de profesión ya jubilado. Desde que acabara la carrera de Medicina en la Ciudad Condal trabajaría siempre en el Hospital de San Pablo, en esta misma ciudad. Una desgraciada y repentina enfermedad acabó ayer con su vida.

El tinerfeño José Rodríguez Espinosa, fallecido este 27 de septiembre en Barcelona./Foto: Zoilo López.

Me refiero a Pepe Rodríguez Espinosa, casado con Pilar, también doctora, y padres de Marta, su única hija. Su muerte significa para toda su familia y amigos una gran pérdida por cuanto su figura siempre se distinguió como conciliadora, educada, bondadosa y sin hacer alarde gratuito alguno de su gran cultura e inteligencia. Amante de la música, el teatro, el cine, la literatura y también de la macro fotografía, a la que dedicó horas en sus ratos libres compartidas con su única nieta.

Desde que fijáramos nuestra residencia en Barcelona, coincidimos en infinidad de ocasiones aún solteros ambos. Con su primo Luis Espinosa, hace tiempo también fallecido, llegamos a formar un trío de absoluta amistad incondicional y solíamos coincidir para degustar a medio día alguna que otra cerveza en la Plaza Real de Barcelona o asistir en la noche a algún concierto en la hace tiempo desaparecida sala Zeleste, en la calle Platería. Esa profunda amistad continuó hasta sus últimos días, llegando a compartir mesa y mantel entre nuestras respectivas familias en casa de uno u otro mucho antes de que la pandemia nos secuestrara a todos.

No sabría decir lo mucho que Pepe amaba su profesión como médico, a la que dedicaba todo su entusiasmo y empeño, además de la prudencia que se tomaba en las tertulias para tratar de no herir susceptibilidades ajenas. Comedido y con un sentido del humor inteligente y a la vez discreto supo ganarse el afecto de todos los que le conocían. Nunca tuvo enemigos.

Lamentamos mucho su pérdida y el dolor de su afligida compañera Pilar, su hija Marta y su querida hermana Margarita, que ha sido la depositaria de las últimas voluntades de nuestro querido amigo José Rodríguez Espinosa. D.E.P.

zoilolobo@gmail.com

leave a reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Reendex

Must see news